fonteformosa


        ANDAINA  FONTEFORMOSA- EL COUREL

Sábado 26.10.13 se hace necesario madrugar para acceder al inicio de la ruta en Fonteformosa para lo cual quedamos en reunirnos todo el grupo en la aldea lucense de O Cebreiro, punto neurálgico en el Camino de Santiago, y que ya a primeras horas de la mañana presentaba un importante trajín de peregrinos. Algo que nos llamó mucho la atención la cantidad de peregrinos que se veían por el camino por la zona de Sarria, Samos, Triacastela y O Cebreiro.

Luego de desayunar y tomar un cafetito nos dirigimos a la aldea inicio de la andaina, a la cual accedemos luego de unos 15 minutos por unas carreteras estrechas y unas aldeas con escasa población.

Da comienzo la andaina junto a la capilla de San Roque por un camino, en su día ancho, y que hoy está casi cerrado por la vegetación. El inicio es duro con una fuerte pendiente que obliga a ir despojándose de las prendas de abrigo, la mañana estaba fresquita y un poco encapotada pero a medida del paso de las horas fue mejorando hasta terminar en un día limpio y soleado.

Así accedemos a una pista amplia, sin apenas desnivel, que nos va llevar a la base del monte Faro . En el discurrir del camino proliferan los acebos, serval de los cazadores y pequeñas matas de hayas en las cuales ya se puede apreciar la llegada del otoño. A la derecha y al fondo amplias zonas de pradería pertenecientes a los núcleos de San Pedro, Riocereixa…………….Al  final de la pista nos encontramos con el espléndido valle de Visuña y Ferramulín, al fondo el Montouto y la Peña do Seo envuelta en niebla y a la derecha el Formigueiro. Es tiempo de setas y               Lolo aprovecha un breve descanso para añadir unos esquisitos boletus edulis a su cesta.

Comienza aquí la parte más dura y al mismo tiempo más bella de la andaina, el descenso por la Devesa del Faro. Un inmenso hayedo que al caminar por su interior te transporta a las viejos y tiernos cuentos de Blanca Nieves y los enanitos o los azules Pitufos. Es necesario aplicar todos los sentidos pues no hay senda y la humedad hace que alguno que otro de con el trasero en el suelo. Pero al final el buen hacer de los guías Julio y Ana hace que todo sea más llevadero y lleguemos en buen estado a una zona de praderío, en el final del hayedo, y tomar un camino a la derecha, a la izquierda nos llevaría a la aldea de San Pedro, que nos acerca de nuevo a Fonteformosa por las devesas de Riocereixa y Fonteformosa. La tarde se ha vuelto limpia y clara por lo cual podemos observar en la lejanía la cadena de los Ancares, Peñarrubia, Mostallar, Pena Longa y Cuiña.

Una vez finalizada la andaina nos dirigimos de nuevo a O Cebreiro para dar cuenta de unas merecidas cervecitas, para seguidamente tomar rumbo a Vilamartín de Valdeorras donde como es de costumbre , en el Hostal a Lastra  tfno.. 988300232, nos estaba esperando una exquisita degustación de setas preparadas por las sabias manos de su chef Tito gran experto en micología. En esta ocasión crema de setas variadas, boletus con gambas, lepiotas con jamón y la apreciada y buscada amanita caesarea a la plancha.

Luego de tan sabrosa degustación solo quedaba tomar el camino de regreso no sin antes Tito echarle un ojo a la cesta de Lolo y las lepiotas de Manuela.

Longitud: 15Kms             Duración: 6 horas           Dificultad: media-baja